Noticias

‘Griselda’: La mujer a la que Pablo Escobar temía, y la madrina que muchos amaban llega a Netflix

La serie de Netflix cuenta la historia de una de las narcotraficantes más temidas de Latinoamérica interpretada por Sofia Vergara.

Griselda
Netflix

La “narcoserie” es un subgénero en boga desde hace casi veinte años. Producciones audiovisuales que retratan historias casi fantásticas de personajes que alcanzaron la cima gracias a la producción y distribución de droga. Las tramas que incluyan armas y una buena dosis de cocaína, se vuelven exitosas incluso antes de estrenarse, y Griselda no es la excepción. En un mundo de Pablos Escobar y Chapos Guzmán, la vida de la “viuda negra” aporta su dosis de feminidad.

Griselda llegará a Netflix el 25 de enero. La historia aborda la vida de Griselda Blanco, una de las narcotraficantes más despiadadas y temidas de Latinoamérica. La mujer detrás del personaje, creó desde cero un imperio de cocaína en Miami entre los años 70’ y 80. A menudo se le atribuían apodos como “la madrina” o “la viuda negra”, siendo este último por haber asesinado a la mayoría de los maridos que tuvo en su vida. 

La serie está protagonizada y producida por Sofía Vergara, quien se aleja de su cómico y entrañable rol en Modern Family  y se convierte, a través del maquillaje y una prótesis, en Griselda Blanco. Aquí, encontramos a una Vergara comprometida con su rol de big boss, y aunque en eventos específicos no termina de cuajar, la actuación es más que convincente, sobre todo en momentos de gran carga emocional, como en derrames de rabia, o palabras de amor. 

La ambientación de un Miami entre los 70’ y 80’ está más que bien logrado. Fiestas, autos de lujo y colorida ropa maximalista representa una estética digna de personalidades histriónicas como Griselda y sus cercanos. Lo que tal vez no convence, es la policía de Miami que muchas veces, es lo menos interesante de los seis capítulos. 

Narcocultura y Griselda

Películas, series y documentales situados en Colombia o México abundan en plataformas de streaming. Aún más lo son si la historia trata de cómo estos villanos (o si se quiere antihéroes) latinos introducen a Estados Unidos estas sustancias ilegales y toda la cultura que trae detrás consigo. 

Tal vez, la sobrecarga de proyectos que incluyan a figuras reales controversiales de estos países hace que sea más notorio el descontento de la forma en la que se retratan estas personalidades: llenas de poder, lujos, gente a su cargo y jóvenes que los consideran referentes, y aun así, tener familia con quien disfrutar todos los “beneficios”. ¿Pero no es acaso este retrato la realidad de estos líderes despiadados?

Políticos y cibernautas se quejan de la apología de la llamada “narcocultura” en letras de canciones o producciones como Griselda. Para muchos “romantizar”, y para otros simplemente “reflejar”, esto último que buscaba reflejar la producción de Griselda

“Humanizar al personaje”, esta sería la intención de su director, Andrés Baiz, y la de Sofía Vergara. De cierta forma, lo logran. Griselda es capaz de demostrar la dicotomía del personaje en muchas oportunidades: una mujer ambiciosa que es capaz de entregar hasta el último gramo de alma por ser la jefa, y también a una madre y amante protectora, incluso con sus trabajadores. Cuando ambas versiones chocan, todo puede complicarse aún más. Mucha de la historia es ficción, por supuesto.

Griselda mantiene un buen ritmo en cada episodio y el tiempo de cada metraje es perfecto en duración. La historia, además, avanza con la intención de dejarte intrigado, algo que logra con creces, considerando que es un biopic y el spoiler más grande, lo encuentras en cualquier portal que cuente la historia de Griselda Blanco. Sin duda, una serie que tienes que ver si te agradan las historias de este tipo o si quieres innovar conociendo otra faceta de Sofía Vergara. 

Compartir