Noticias

James Webb: El telescopio espacial compartió una nueva imagen que asombró a los astrónomos

El telescopio capturó una fotografía de la "Galaxia del Abanico" para ofrecer datos sobre la formación de los sistemas estelares.

James Webb Galaxia Del Abanico
Twitter @AkAstronomy

El telescopio espacial James Webb sigue produciendo imágenes del espacio, y esta vez, capturó una fotografía de la Galaxia del Abanico.

Gabriel Brammer, profesor asociado del Centro del Amanecer Cósmico en el Instituto Niels Bohr de la Universidad de Dinamarca, consiguió la imagen del torrente público de datos del telescopio espacial, accesible por cualquier astrónomo o aficionado.

Brammer creó esta imagen de la galaxia "Messier 74" o "NGC 628" a partir de los datos sin procesar de tres filtros del instrumento.

La visión del conjunto de estrellas convierte a la fotografía en información ilimitada, asimismo, ofrece datos sobre la formación de los sistemas estelares que poseen los brazos de la galaxia.

Los detalles otorgan una nueva forma de entender el cosmos, por consiguiente, la información recopilada ayuda a producir una visión del universo más cercana a la realidad.

Allison Kirkpatrick (profesora de astronomía de la Universidad de Kansas) compartió en Twitter la comparativa que muestra la calidad entre el James Webb (izquierda) y el telescopio Spitzer (derecha).

"Messier 74", centro de información infinita

Esta galaxia espiral es uno de los objetos favoritos de astrónomos profesionales y amateur de todo el mundo.

Su eje vertical es perpendicular al punto de vista terrestre, lo cual le convierte en un objeto del cual se puede sacar información casi infinita. Es como ver a una persona de cara y no de perfil, que escondería parte de la información de su cara, por ejemplo.

Esta visión la convierte en un pozo de información sin fin, según dicen los astrofísicos, ofreciendo una visión sobre la formación de sistemas estelares en diferentes puntos de los múltiples brazos de esta psicodélica galaxia, que giran en sentido contrario a las agujas del reloj.

Este nivel de detalle abre la puerta a un nuevo entendimiento del cosmos, con nuevos datos que ayudarán a producir una visión del universo más cercana a la realidad.

Compartir