Noticias

Quentin Tarantino quiere hacer una versión de "Rambo" con Adam Driver

Ante la presión de cuál será el filme con el que se retirará, Quentin Tarantino lleva semanas hablando sobre algunos hipotéticos proyecto.

Quentin Tarantino Adam Driver
Getty Images

Tal y como lleva prometiendo desde hace ya varios años, Quentin Tarantino sigue obstinado en que su carrera cinematográfica termine tras su décima película. Siendo su última película Once Upon a Time In Hollywood la novena, en principio solo le quedaría una historia más que llevar a la gran pantalla.

Ante la presión de cuál será el filme con el que el dos veces ganador del Oscar al Mejor Guion por Pulp Fiction y Django Unchained se retirará del séptimo arte, Tarantino lleva semanas hablando sobre algunos de sus hipotéticos proyectos. Y, el último de ellos, fue un reboot de la saga Rambo.

El realizador participó recientemente en el podcast The Big Picture como parte de la promoción del libro sobre Once Upon a Time In Hollywood.

Tarantino aprovechó este formato para hablar de proyectos que le resultaría interesante dirigir y el reboot de la franquicia protagonizada por Sylvester Stallone fue uno de ellos. Según el realizador, la novela en la que se basa la primera película, Acorralado, merece una nueva adaptación más fiel con Adam Driver como actor principal.

"Si simplemente quisiera asegurarme de hacer una buena película, tomaría la novela Acorralado de David Morrell y haría la novela", señaló el director, dejando claro que su versión no sería un remake de la película de 1982 sino una nueva adaptación del libro.

"Y Kurt Russell haría del sheriff y Adam Driver de Rambo", explicó Tarantino antes de afirma que los diálogos del libro son "tan fantásticos que pueden leerse en voz alta".

Sin embargo, el realizador reconoció que no es un proyecto en el que esté realmente interesado, ya que en estos momentos busca "algo más".

El pasado militar de Adam Driver

Aunque Tarantino no especificó sus motivos para elegir a Adam Driver como sucesor de Stallone, cabe recordar que el intérprete que dio vida a Kylo Ren en la última trilogía de Star Wars, se alistó en el ejército tras los atentados del 11-S en 2001 y formó parte de la infantería hasta que en 2004 se rompió el esternón en un accidente y tuvo que dejar el cuerpo. Hecho tras el cual se formó como actor y dio el salto a la pantalla.

Aunque puede que simplemente le guste su labor profesional, es posible que Tarantino conozca el pasado de Driver y vea en él una experiencia enriquecedora a la hora de dar vida a John Rambo, el exmilitar desahuciado más famoso de todos los tiempos.

Compartir