Borracha mató a su novio y durmió una semana con el finado

En medio de una discusión, la mujer atacó a la víctima con un cuchillo en el cuello, provocándole la muerte de manera instantánea.

Un horrendo crimen quedó al descubierto en Rusia, donde una mujer mató a su pareja tras una discusión. Acto seguido, la homicida puso el cadáver en su cama y durmió a su lado durante una semana, hasta que el olor que emanaba la obligó a bajarlo al sótano.

El asesinato se produjo a fines de mayo, en la ciudad de Kazán, luego de una pelea entre la mujer, de 42 años, y su novio, de 62, cuando ambos estaban borrachos. En medio de la discusión, ella atacó a la víctima con un cuchillo en el cuello, provocándole la muerte de manera instantánea.

Entonces la mujer trasladó el cuerpo de su pareja a la cama y continuó acostándose a su lado cada noche durante una semana. Solo cuando el olor se hizo insoportable, decidió envolverlo en sábanas y lo bajó al sótano.

La ausencia del hombre despertó las sospechas de sus familiares, que dieron aviso a la policía. Los agentes acudieron a la casa de la mujer, donde descubrieron el crimen, recoge El Universal.

En la investigación se descubrió que tras el homicidio la mujer vendió algunas cosas de la casa de su pareja y vació sus tarjetas bancarias. La acusada fue arrestada y está a la espera del juicio.

Ahora Escuchas