Entrevistas

Tito Fernández les decía a víctimas: “O le entregaban energía sexual, o se suicidaban”

Periodista Alejandra Matus describió que “El Temucano” les hacía llevar daga, que debían ponerse al cuello. “Había lealtad absoluta al maestro” en secta sexual.

En septiembre se conoció una serie de denuncias de abuso sexual contra Tito Fernández, “El Temucano”, episodios que habrían ocurrido desde 2010 en una secta que él lideraba.

The Clinic recogió testimonios de víctimas, quienes participaron de agrupación llamada Tallis, y cuyas reuniones se realizaban en el Centro Integral de Estudios Metafísicos, en el que Fernández era gran maestro.

A un grupo de elegidas, Fernández les “afirmaba que necesitaba 7 mujeres” para que le traspasen su energía sexual, expuso la editora de investigación de The Clinic y académica UDP.

“Había un discurso respecto del crecimiento espiritual” de El Temucano, donde “energía fundamental es la energía sexual”.

En este contexto, “habían juramentos de silencio y lealtad absoluta al maestro”. Ello facilitaba los presuntos abusos.

En los 3 casos que recoge la publicación, Tito Fernández “las citó a un motel”, donde “se les daba a otro nombre”, les hacía ponerse una daga al cuello y les planteaba encrucijada: “O se la entregaban (energía sexual) o se suicidaban”.

Respecto del origen del discurso de apariencia espiritual del cantautor, Matus comentó que él “ha hecho pública en varias ocasiones su faceta esotérica”, que comenzó “cuando habría tenido un supuesto encuentro con extraterrestres” en 1974.