Noticias

Así funcionaba la supuesta secta sexual liderada por Tito Fernández

Un reportaje asegura que “El Temucano” era el líder de un grupo llamado “Tallis”, en el que mujeres debían prestarle servicios sexuales.

En septiembre se conocieron denuncias de abuso sexual contra Tito Fernández, “El Temucano”, episodios que habrían ocurrido en 2010 en una secta sexual que él lideraba.

The Clinic publicó un extenso reportaje con testimonios de víctimas del cantautor, quienes fueron parte de la secta llamada Tallis, y cuyas reuniones se realizaban en el Centro Integral de Estudios Metafísicos, en el que Fernández era gran maestro.

“El trabajo consistía en que yo tenía que entregarle mi energía sexual al maestro. Recuerdo que sentí un frío enorme en mi cuerpo, pero no podía demostrarlo: ¡Él era el maestro!”, expresó una de las víctimas.

Luego de asistir a los primeros talleres, las mujeres debían prestarle servicios sexuales a Fernández, quienes les pedía asistir con faldas y les tocaba sus genitales con una espada. Luego, el cantautor las contactaba para reunirse con ellas en un motel, ubicado en Ejército con Toesca, donde se realizaba el “traspaso de energía”.

Para estar unidas por “un cordón azul”, las mujeres debían tener siete encuentros íntimos con El Temucano, quien se plantó como una figura intocable y sabia para ellas.

“Él quería que yo, por ser bailarina, me sacara la ropa de algún modo sexy y a mí no me salía. No podía actuar. Y me violó. No tuvo ni un cuidado, ni un gesto cariñoso. Para él, nosotras éramos esclavas sexuales, nada más”, afirmó otra de las víctimas de la secta sexual.

Una vez destapadas las denuncias contra Fernández, las mujeres aseguran haber sido amedrentadas y amenazadas por el círculo cercano del artista, quien mediante su abogado negó todas las acusaciones.