Entrevistas

Experto en transportes por tarificación vial: “Paren su leseo”

“Hemos estado gobernados por autoridades que han hecho proyectos para ganar plata, no para mejorar la vida de las personas”, dijo Álvaro Miranda.

El gobierno estudia la posibilidad de definir zonas de tarificación vial en la capital, bajo la lógica de que quien quiera aportar a congestionar las calles, debe pagar por ello.

En principio, los sectores serían Santiago centro, y el llamado “Sanhattan”, en el oriente. ¿El costo del pase diario? Probablemente $2.500.

El director del programa transporte y logística de la UTEM, Álvaro Miranda, expuso que “es bastante antiguo el proyecto de tarificación vial, tiene más de 10 años”. Su fundamento es que la “congestión tiene un costo, no es gratuita”, por tanto, si decido ir en auto a estos lugares, “yo le aumento el tiempo a todos los demás, ahí tiene sentido” cobrar por ir a zonas de alta congestión.

Sin embargo, comenzó a analizar las distintas aristas que una medida así implica: “Personas que van al centro de la ciudad vienen de otros lugares”, y en el centro hay muy buena cobertura de metro y micros, “pero en el resto, no“.

Abogó entonces por quienes viven en las zonas más distantes al corazón de la capital: “En esas 17 comunas somos 1 millón de personas (…) que no tienen tarjeta Bip!”, puesto que el cobro en esos lugares es con boletos, a la antigua usanza. ¿Quiénes entran en juego en este escenario? Las autopistas concesionadas.

Con ellas, especialmente en comunas como Til Til o Lampa, ¿qué les están diciendo a las personas? “Métete en auto a la ciudad”. Entonces, acusó incongruencia en autoridades.

“Cuando me dicen que me van a cobrar por entrar al centro de Santiago y además tengo que pagar por autopistas urbanas, ahí digo ‘no, para tu leseo'”, dijo categórico. Agregó que “hemos estado gobernados por autoridades que han hecho proyectos para ganar plata, no para mejorar la vida de las personas”.

En este escenario, y si no hay mejoras sustanciales en el transporte público, “las personas simplemente van a estar dispuestas a pagar el peaje” por tarificación.

“No tenemos un norte” en política vial. Eje parece ser “hacer negocios con el transporte”, expuso Miranda.

Agregó que “cuando usted compra un kilo de pan, está pagando expropiaciones de autopistas privadas” porque el estado las subsidia.

Finalmente, planteó que en Costanera Norte “yo habría construido un metro” en vez de autopista, “habría transportado el triple de personas con la misma.