Noticias

Tribunal Constitucional de España avaló pagar deuda económica con sexo oral

El Tribunal Constitucional desestimó el caso de una mujer que acusó a su excuñado de obligarla a hacerle sexo oral para pagar una deuda.

Tribunal Constitucional España
Getty Images

El Tribunal Constitucional de España avaló la decisión del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de las islas Baleares que falló a favor de que saldar una deuda con sexo oral está permitido.

El Tribunal Constitucional no valoró si la práctica de sexo oral es legal o no, y decidió archivar el caso ya que «no tiene importancia constitucional suficiente». Consecuentemente, con esta decisión avaló el fallo del TSJ de Baleares y por tanto se trata de una maniobra que puede realizarse.

La Audiencia de Palma defendió que saldar una deuda con felaciones no era constitutivo de delito. Así, desestimó el recurso interpuesto por la víctima, descartando la existencia de un delito continuado de coacciones.

Tribunal Constitucional De España 2

Un hombre exigió a su excuñada que le hiciese felaciones para saldar una deuda

Los hechos de este recurso ocurrieron en septiembre de 2019, cuando una mujer decidió pedir ayuda económica a su excuñado, un hombre de 58 años, que le prestó 15.000 euros (más de 14 millones de pesos).

Según la mujer, no estipularon los plazos ni la cantidad de dinero a devolver.

Sin embargo, a los pocos días, el hombre indicó que a cambio del favor, ella debía realizarle dos o tres felaciones por semana, recoge El País.

Según mantiene la mujer, en todo momento se sintió amenazada por su excuñado, que aseguraba que podía llegar a ser muy «agresivo».

Finalmente, la víctima decidió contar lo que estaba ocurriendo a su familia, y el hombre se enteró. Desde ese momento el acoso hacia la mujer fue continuo, con amenazas e incluso con cartas certificadas vejándola.

Además, siempre advertía que iba a denunciarla por no cumplir su trato. Una denuncia que finalmente se llevó a cabo.

Los abogados de la víctima solicitaban la incoación de un delito de abusos sexuales, mientras que la fiscalía pedía coacciones leves. Sin embargo, la Audiencia lo desestimó y ahora el Tribunal Superior de Justicia de las islas Baleares lo avaló.

Compartir